You are here
Inicio > Noticias > Internacional > Los autos aceleran la demanda eléctrica

Los autos aceleran la demanda eléctrica

Los vehículos eléctricos no sólo están transformando la industria automotriz: también están a punto decambiar el mercado mundial de la energía. En 2040, más de la mitad de todos los autos nuevos vendidos en el mundo serán elécticos como los que ofrece Tesla Inc., según un informe de Bloomberg New Energy Finance. Eso significa que la demanda eléctrica de los vehículos aumentará 300 veces frente al consumo observado el año pasado, según muestran los datos. Los fabricantes de automóviles se están comprometiendo a abandonar los motores de combustión: Volvo dijo el miércoles que a partir de 2019, todos los nuevos modelos de la compañía tendrán un motor eléctrico, mientras que BMW ha dicho que el iNext eléctrico reemplazará al Serie 7 como su modelo emblem- ático en 2021. La creciente popularidad de los autos eléctricos, impulsados por la disminución de los precios de las baterías de iones de litio, es una bendición para los proveedores de electricidad, que han sido golpeados por la caída de los precios en medio de un abundante suministro de energía renovable. Sin embargo los vehículos eléctricos presentarán otro desafío para las empresas de servicios básicos y los reguladores, que ya están trabajando para añadir a su oferta la generación intermitente de los campos de energía eólica y solares a la mezcla de electricidad sin interrumpir el suministro. “El sector automotriz y el sector eléctrico están uniéndose de una manera que no lo hicieron en el pasado”, dijo Colin McKerracher, analista de Bloomberg New Energy Finance en Londres. “Se están entrelazando cada vez más”. Los vehículos eléctricos representarán el 5 por ciento de la demanda total de electricidad en 2040, según estimaciones de BNEF. Eso significa que los operadores de la red tendrán que tomar medidas para manejar el aumento en el uso de la electricidad, incluyendo el almacenamiento de más energía y ofrecer tarifas que fomenten la carga en las horas de menor demanda. El avance de los autos eléctricos también requiere de nueva infraestructura, que no está presente en todos los lados donde se le requiere. “La red puede manejar el aumento en los vehículos eléctricos, pero hay algunos puntos difíciles que tienen que ser abordados”, dijo McKerracher.

Patrick Martin

 

Fuente : Businessweek

Top